Las obras de construcción de la nueva estación de Atotxa cortan a partir de mañana parte del Camino de Mundaiz

Fecha de publicación: 

Vista general de la zona en la que se realizarán las obras

La construcción de la primera estación de Alta velocidad de Euskadi, la donostiarra estación de Atotxa comienza a ser visible para la ciudadanía tras unas primeras semanas en las que los trabajos de topografía para la implantación de la obra, la preparación de las oficinas y el acopio de materiales en zonas de dominio ferroviario han ocupado la mayor parte del tiempo.

Hoy lunes se ha instalado la señalización vertical de tráfico que anuncia que a partir de mañana martes, 28 de julio, se cortará el Camino de Mundaiz en el tramo comprendido entre el nº 24 (antiguas cocheras de autobuses) y el número 18 (antigua fábrica de jabones). Este corte afectará al paso de vehículos al colegio Sagrado Corazón Mundaiz Ikastetxea desde Egia, por lo que éstos deberán llegar al centro escolar desde la carreta que da acceso a la universidad de Deusto.

La ocupación del tramo tiene por objeto la ampliación de la plataforma ferroviaria  para permitir el desvío provisional de las vías generales de la estación, como primera fase necesaria para abordar las obras de la remodelación de la estación de Atotxa.

En esta zona habrá un punto de acceso a obra, que contempla cortes puntuales de un carril del Paseo Federico García Lorca. Se prevé que esta fase la obra tenga una duración de 24 meses.

Asimismo, en los próximos días se procederá a la ocupación de una superficie de 950 metros cuadrados para campamento de obra y acopios en el aparcamiento de residentes de la calle María Dolores Aguirre junto a la plaza Teresa de Calcuta. El acceso al parking privado de la misma calle quedará garantizado en todo momento.

La nueva estación de Atotxa se integra en la arquitectura actual de la Estación del Norte y el entorno de Tabakalera, a la vez que impulsa la conexión entre diferentes medios de transporte: cercanías, alta velocidad y autobuses. El proyecto, firmado por la UTE Eptisa Cinsa - Jon Montero, ofrece una respuesta integral a la movilidad y a los flujos peatonales entre Egia-Centro.

Las obras, ejecutadas por la UTE formada por Moyua, Comsa y Cycasa, cuentan con un presupuesto de 80,4 millones de euros (IVA incluido) y un plazo de ejecución de 42 meses, garantizan el mantenimiento del servicio ferroviario en todo momento. Por ello, los trabajos se desarrollarán en diferentes fases de forma que siempre esté operativa una vía doble provisional que se desplazarán sucesivamente de Oeste (lado Urumea) a Este (lado Egia) en función de las necesidades de la obra.